Cuando el empresario decide contratar a un trabajador, debe hacer una valoración del coste que le supondrá.

Esta valoración se hace en función de los costes salariales y de la Seguridad Social pero existen otros añadidos. Uno de estos añadidos es el seguro de convenios.

Cada empresa está adherida a un convenio, en función de su actividad. Este convenio regula si existe la obligación de contratar seguros de accidentes, de vida o premios de jubilación. También qué capitales, qué garantías y, si cubre la jornada laboral o es de 24 horas, siempre para los trabajadores. Este seguro es obligatorio y, en caso de no tenerlo, es la empresa o el autónomo (como empleado) el que correría con la indemnización.

¿Sabes si tu convenio exige este seguro?